¿Por qué el cielo es azul?

enero 14, 2008 at 5:46 pm Deja un comentario

FLIPA CON LA CIENCIA: ¿POR QUÉ EL CIELO ES AZUL?

Por Héctor Bermúdez

Contestad a mi pregunta de forma sincera y sin leer el artículo, y veréis cómo algunos de vosotros os habréis equivocado tras leer el título.

Muchos de nosotros, posiblemente tú o alguien que conozcas, al preguntarle el porqué del azul celeste, te dirá que simplemente el cielo refleja el color del agua del mar y de los océanos, y, por lo tanto, es azul. Uno de los problemas de esta teoría reside en que el agua, sin más que decir, es simplemente… transparente. Entonces, ¿cómo puede el cielo reflejar el color del agua? Llegados a este punto, diremos, sin temor a equivocarnos, que no es el cielo el que refleja el color del mar, sino al contrario, el mar y los océanos reflejan el color del cielo.

Otras personas, algo más entendidas en la ciencia, te podrán decir o te dirán que el cielo no tiene otra razón de ser azul que, al contener Ozono (O3*) y al ser este gas de un color azulado, nosotros vemos en el cielo el color del Ozono; sin embargo, esta razón podría ser claramente verdadera, pero no reside en ella la verdad, ya que, por ejemplo, al faltar algo de Ozono en el Polo Norte se tendría que ver como la noche, pero se sigue viendo azul claro (en los 6 meses de día).

La razón verdadera reside en un fenómeno físico, la difusión de la luz, provocada por ciertas partículas de la atmósfera. Empecemos por lo más sencillo. El Sol manda a todos los lugares que pilla de paso distintos tipos de rayos, uno de ellos es la Luz Blanca, que es la que nosotros recibimos y podemos percibir. Pues bien, nuestros ojos sólo pueden recibir ese tipo de luz, pero también existen los rayos infrarrojos, los rayos X, los rayos Gamma, etc. En el caso del cielo, al pasar la luz enviada a la Tierra por la atmósfera, las partículas difusoras (en este caso las moléculas del aire de nitrógeno, oxígeno y vapor de agua) en las que la difusión es mucho menos eficaz en el amarillo-rojo que en el azul-violeta, debido a que la intensidad de la luz azul es cuatro veces mayor a la de la luz roja, consiguen que nuestras retinas capten el cielo y la bóveda celeste de un color azul claro, excepto la parte en la que está el Sol, que se ve blanca.

Debido a esta última razón, si no hubiera atmósfera y partículas difusoras de la luz, el cielo nos resultaría sólo negro, excepto el Sol, que seguiría siendo simplemente blanco. Esto es lo que les ocurre a los astronautas cuando están en el espacio, ya que, al no haber atmósfera, no puede haber difusión alguna de la luz, por lo que ven todo completamente negro, exceptuando el Sol.

De la misma razón, se puede explicar el porqué de que, al alba o al ocaso, el cielo nos resulte rojo o anaranjado; pero eso ya os lo dejo a vosotros para que, o bien lo deduzcáis, o bien lo busquéis en alguna enciclopedia o por internet.

 

 

——————

*O3 = El elemento Ozono (sí, ese gas que nos protege de las radiaciones peligrosas del Sol y que nos lo estamos cargando a base de lacas y sprays) no existe como tal, ya que es un gas de color azul proveniente de la unión (en cada molécula) de 3 átomos de oxígeno.

 

Anuncios

Entry filed under: General.

FLIPA CON LA MAGIA: CUATRO COMODINES Mi primera entrada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


enero 2008
L M X J V S D
    Dic »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Páginas

Blog Stats

  • 1,513 hits

A %d blogueros les gusta esto: